La CNT no es una organización que se dedique exclusivamente a cuestiones sindicales.

Para nosotros, el sindicalismo es un medio para la transformación de la sociedad, al mismo tiempo que sirve para la defensa de los derechos e intereses de los trabajadores.

Nuestra aspiración es por tanto más amplia que la que tienen otros sindicatos, convertidos en su mayoría, en enormes gestorías cuya labor es la mayor de las veces es legitimar este sistema de desigualdades en el que vivimos.

Por ello, promovemos campañas, convocatorias y actos cuya finalidad sea la denuncia, la difusión de ideas críticas y que en definitiva tiendan a propiciar un cambio de mentalidad en la sociedad, aunque no estén directamente relacionadas con el sindicalismo.

Por otro lado participamos en convocatorias conjuntas con otras organizaciones cuyo espiritu no sea contrario a nuestros principios y finalidades. Es decir, en aquellos cuyas estructuras y forma de funcionamiento sean horizontales, no jerárquicos, no subvencionados por las administraciones o que tiendan a conseguir el beneficio electoral o social de los partidos políticos.